Blog

Cómo definir un plan de marketing en redes sociales para tu empresa

social-media-marketingAntes de entrar a desgranar las claves para realizar tu propio plan de marketing en redes sociales, sí me gustaría reflexionar sobre algunos aspectos relacionados con el ecosistema de las redes sociales.
No hace mucho leí un tuit que decía algo así como “las redes sociales son una oportunidad, no una obligación”. Me encantó por su brevedad, por su contundencia y por lo acertado de su afirmación.

Con todo el ruido que surge alrededor de las redes sociales, muchas empresas tienden a pensar que hay que estar presentes sí o sí en estas plataformas y esto puede derivar en un craso error de no dar este paso con un plan pre-establecido.
Antes de empezar con un proyecto de marketing en redes sociales, recomendamos realizar una mirada hacia el interior de tu empresa y hacer un esfuerzo de auto diagnóstico: ¿Quién soy? ¿Cómo es mi marca? ¿Cuáles son mis valores? ¿Qué nos diferencia de la competencia? ¿Qué presupuesto tenemos? ¿Contamos con un equipo propio para realizar las tareas que serán necesarias? ¿Nos apoyaremos en un profesional externo?…. Tener clara la visión sobre tu propia empresa, tu situación en el sector y los recursos con los que cuentas te ayudará a definir mejor tus necesidades y posibilidades en un proyecto de marketing online.

Y por encima de todo, sé honesto contigo mismo; ¿Tiene mi empresa una mentalidad 2.0? Por muchas estrategias e ideas que deseen llevarse a cabo, todo empieza por la actitud de la propia empresa hacia el exterior. Si no estamos preparados para abrirnos, para ser dialogantes y transparentes con nuestro entorno quizás no estemos preparados aún para emprender esta aventura.

Una vez tenemos claro este primer punto y suponiendo que tenemos una buena actitud 2.0 como empresa, podemos empezar a pensar en el plan de marketing online.

Definición de objetivos
Es tan obvio como necesario. ¿Para qué queremos estar en redes sociales? ¿Qué perseguimos? ¿Qué queremos lograr? Responder a estas preguntas nos ayudará a focalizar nuestros esfuerzos en una dirección a la vez que nos permitirá comprobar si el objetivo que perseguimos es posible lograrlo a través de una estrategia en redes sociales o es mejor utilizar otro tipo de prácticas.

En un proyecto de marketing online, los objetivos más comunes suelen ser: conseguir mayor visibilidad, aumentar el nº de visitas a nuestro site, establecer canales de comunicación con nuestros clientes (generar engagement), aumentar las conversiones, etc….

Definición de los canales
¿Dónde está nuestro público objetivo?

No se trata de abrir canales sociales a lo loco y sin sentido. Es preciso analizar en qué redes sociales suelen participar los usuarios que nos interesan y decantarnos por estas plataformas. Cada red social tiene sus particularidades de funcionamiento, sus propias “reglas del juego”. Debes comprender bien lo que los usuarios buscan en cada red social para ganar notoriedad.

Más vale comenzar por pocas plataformas y alimentarlas bien que disponer de muchas plataformas diferentes y no llegar a mantenerlas como es debido. En ocasiones, el exceso de plataformas sociales puede provocar fisuras en tu estrategia y/o problemas de reputación debido a una mala gestión.

Analiza los blogs y portales de interés que tengan que ver con tu empresa y mantén relación con ellos. Esto te ayudará a ser considerado por la audiencia como especialista en la materia y tu reputación online mejorará.

Y por supuesto, cuenta con una web corporativa 2.0 y un blog como centro de todo tu entorno digital donde poder ofrecer todo lo que el usuario pueda necesitar de tu marca o empresa.

Definición de la línea editorial
Importante tener muy claro a quién nos dirigimos para tener claro cómo hacerlo.

o Define una estrategia de contenidos: ¿qué les interesa a nuestros usuarios? ¿qué buscan? Especial atención a posibles temas críticos para no generar una crisis

o Define quién o quiénes serán los emisores.

o Establece un calendario de publicación. Te ayudará a tener una visión más amplia de los temas actuales de interés.

o Si eres una empresa internacional, con canales en diferentes países, sigue una coherencia: mismo logo, mensaje adaptado a cada país, seo para cada país, etc.

o Adáptate a lo que buscan tus usuarios: Si por ejemplo nuestro público objetivo son jóvenes de entre 18-25 años, interesados en la moda, seguramente será preciso diseñar una estrategia de contenidos frescos, muy visuales, con mucha fotografía, vídeo, etc. Escucha lo que buscan y dáselo.

Hay que enganchar a nuestra audiencia con contenidos interesantes. Sigue la regla del 80/20 (comparte contenidos interesantes del sector en un 80% y que el 20% restante trate sobre temas interesantes de tu marca). Te funcionará.

Monitorización
Tan importante como crear contenidos es analizar el resultado que estás obteniendo de tu trabajo. Monitoriza regularmente visitas, interacciones, viralidad, etc. Haz que tu análisis vaya más allá de meros datos cuantitativos. Extrema tu atención en datos cualitativos que te aporten información sobre el comportamiento de los usuarios con tu marca y tus contenidos.
Actualmente existen muchas y muy prácticas herramientas que te ayudarán a analizar los resultados de tu estrategia y conocer si vas por el buen camino o por el contrario no estás obteniendo los resultados esperados.

Plan de crisis
Anticiparse a los posibles problemas que puedan surgir con un plan pre-establecido facilitará sobremanera la tarea de afrontar una posible crisis de reputación. En este punto es importante hacer constar:

1- Quién o quiénes serán las personas que intervendrán si detectamos una posible crisis.
2- Crear un protocolo de actuación ante posibles críticas o comentarios negativos para atacar de raíz el problema. Mantener la calma, no ser impulsivo, mantener una postura dialogante y transparente, ser humilde y escuchar a la otra persona son actitudes que te ayudarán a mitigar posibles problemas.
3- Nunca eliminar un comentario negativo. Eso no termina con el problema. Todo lo contrario, las consecuencias pueden ser peores ya que se puede producir una cascada de represalias por parte de otros usuarios.

Renovarse o morir
Lo que hoy nos funciona muy probablemente no nos funcionará mañana o al menos no tendrá los mismos efectos en nuestro público. Los continuos cambios que se producen en el entorno digital nos obligan a estar en evolución constante para detectar nuevas formas de comunicar o interaccionar. Sorprende a tu audiencia. Demuéstrales que estás al día. Confiarán en tu marca.

Estos son algunos de los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de plantearte un plan de marketing online. Hemos intentado hacer un ejercicio de síntesis para no extendernos demasiado… ¿Crees importante destacar algún aspecto que hayamos obviado?

También te puede interesar:

¿Crisis de contenidos en tu blog? Mira a tu alrededor e inspírate

Ya tengo un blog, ¿y ahora qué?

This Post Has 0 Comments

Leave A Reply